viernes, 17 de enero de 2014

RECORDANDO A JORGE MANRIQUE


De la biografía de este poeta se desconoce casi todo, dándose por buena la fecha de su nacimiento en 1440 no sabiéndose muy bien si nació en Paredes de Nava, Palencia o Jaén y su fallecimiento habría sido el 11 de noviembre de 1479. Se sabe de su prestigio como soldado. Su obra poética no fue muy extensa predominando en ella  el tema del amor. Su obra más importante fue "Coplas a la muerte de su padre".



Diciendo qué cosa es amor



   Es amor fuerça tan fuerte


que fuerça toda razón;


una fuerça de tal suerte,


que todo seso convierte


en su fuerça y afición;


   una porfía forçosa


que no se puede vencer,


cuya fuerça porfiosa


hacemos más poderosa


queriéndonos defender.





   Es placer en e'hay dolores.


dolores en e'hay alegría,


un pesar en e'hay dulçores,


un esfuerço en e'hay temores,


temor en e'hay osadía;


                     un placer en e'hay enojos,


una gloria en e'hay pasión,


una fe en e'hay antojos,


fuerça que hacen los ojos


al seso y al coraçón.





   Es una cautividad


sin parescer las prisiones;


un robo de libertad,


un forzar de voluntad


donde no valen razones;


                      una sospecha celosa 

causada por el querer,


una rabia deseosa


que no sabe qu'es la cosa


que desea tanto ver.





   Es un modo de locura


con las mudanças que hace


una vez pone tristura,


otra vez causa holgura,


como lo quiere y le place;


                              un deseo que al ausente


trabaja pena y fatiga;


un recelo que al presente


hace callar lo que siente,


temiendo pena que diga.






Fin

Todas estas propiedades
tiene el verdadero amor;
el falso, mil falsedades,
mil mentiras, mil maldades
como fengido traidor;
el toque para tocar
cuál amor es bien forjado,
es sufrir el desarmar,
que no puede comportar
el falso sobredorado.



Canciones

No tardes, Muerte, que muero; 
veo, porque vivo contigo;
quiéreme, pues que te quiero,
que con tu venida espero
no tener guerra conmigo.

Remedio de alegre vida
no lo hay por ningún medio,
porque mi grave herida
es de tal parte venida
qu'eres tú sola remedio.

Ven aquí, pues, ya que muero,
búscame, pues que te sigo;
quiéreme, pues que te quiero,
e con tu venida espero
no tener vida conmigo.

OOOOOOO

Gregorio García Alcalá
17 de enero de 2014