domingo, 20 de diciembre de 2009

La deslealtad del PP

Todos los días, en todos los telediarios tenemos al incansable Rajoy diciendo a todo que no, repetitivo hasta el hartazgo. No ayuda en nada, no colabora en nada, no aporta nunca nada, solamente dice, no. Su imagen es la de hombre anti sistema en charlas de bar.

En la crisis económica se ha echado en falta un gran pacto gobierno - oposición, y agentes sociales, pero el PP apuesta claramente por el paro, mientras mas, mejor porque piensan que eso les dará votos. Deberían recordar, sin embargo que Felipe González ganaba una y otra vez a pesar del desempleo que había entonces. En la Conferencia de Presidentes, no quisieron asumir ningún compromiso siendo que los presidentes autonómicos también son parte del Estado y comparten por lo tanto responsabilidades en el buen gobierno del país, desde sus competencias y en los territorios de sus respectivas comunidades y no se comprende muy bien como pueden lavarse las manos, tan frescamente.

En lo que se refiere a política exterior, tanto en los secuestros del Alakrana como el de los tres cooperantes, así como en el caso Aminetou Haidar, no ha hecho otra cosa que demagogia con descalificaciones injustas al gobierno que resolvió todo satisfactoriamente.

Siempre calcula los votos que hipotéticamente le puede dar cada uno de los problemas, en lugar de arrimar el hombro por el interés general.

Siempre su no es general nunca explica porque dice no y que haría el en ese caso concreto.

En plan vaticinio, si las cosas continúan de la misma manera hasta 2012, es de esperar que Psoe vuelva a ganar las elecciones generales.